15 Sep 2016

Entrena con cabeza, Zorra C****f**ter

Con esto de la vuelta a la rutina, al entrenamiento, al Box y a la vida del deporte, me estoy dando cuenta de que mucha gente está volviendo a los malos hábitos. Y no me refiero a esos de comer mal o no contarse reps –que también-, sino a algo mucho más básico: a creer que pueden con todo sin que nada importe.

No digo que esté mal tener expectativas, pero hay que ir con ojo, al menos cuando empezamos y/o volvemos a la carga y más si se trata de Crossfit. No me gusta decir que es una disciplina lesiva pero sí es cierto que hay que ir con cuidado, con mucho cuidado ya que cualquier movimiento –y más si vamos con toda el ansia- puede jodernos los siguientes entrenamientos por culpa de un simple tirón.

Un compañero de entrene, me dijo una vez –en mi primera competición interna- que entrenase con cabeza. En el momento no lo entendí. De hecho, me pasé días dándole vueltas a qué narices me estuvo intentando decir en ese momento. Como soy así de lista, lo entendía a los días, en uno de esos WOD que te destrozan y que te dejan jodida varios días.

Ya sabéis que no soy avariciosa y por eso, comparto con vosotros lo que hay que hacer para entrenar con cabeza y no morir en cada WOD.

Entrena con cabeza

4 cosas que debes saber para entrenar con cabeza

NUNCA pienses que el WOD es fácil

JAMÁS en la vida lo hagas. Nunca subestimes a tu Coach. TODOS –e insisto TO DOS- desayunan o cenan gremlins para cultivar su maldad y joderte –y alegrarte al mismo tiempo- el día y la vida. Por eso, aunque domines todos los ejercicios, creas que los pesos -ya sean en RX o Scaled- son fáciles, desconfía. Y MUCHO. El hecho de saber que dominas los ejercicios y creer que puedes con los pesos, es un arma de doble filo. Por supuesto, te motivará y eso te dará energía, pero como si no entrenas con cabeza, ¡vas lista, guapa! Por lo general, cuando vemos esto, intentamos ir a por todas, que no está mal, pero muchos se olvidan de que en el Crossfit no todo vale, por eso es muy importante que reflexiones el WOD, que tengas en cuenta qué músculos intervienen en cada ejercicio y no te dejes llevar por el ansia. Entrena con cabeza siempre y evita ir a lo loco. Entrar a matar y empezar el WOD a muerte solo hará que se te acelere tanto la patata que acabes sin respiración.

Escala el WOD si es necesario

Cuando digo escalar, no me refiero a adaptar los ejercicios, que también. A veces, nos venimos tan arriba que creemos que podremos con todo, incluso con 21 HSPU unbroken. Y no siempre es así. Hay días tontos y tontos todos los días, así que es muy posible que ese día, aunque creas que vas a reventar tú al WOD, te reviente él a ti. Por eso, ten en cuenta que, a veces, lo mejor es partirse las reps en varias tandas para poder recuperarse después de cada movimiento. Mi consejo es que, siempre en la primera serie, hagáis el mayor número de reps posibles pero sin llegar a saturar al músculo, porque sino, no vais a poder con el resto de reps y eso os joderá el WOD. Si se entrena con cabeza, el WOD sale solo y eso, aunque ahora os haga perder segundos preciados, lo apreciaréis más adelante cuando tengáis más fuerza, más técnica y más cabeza a la hora de entrenar.

Aprende dónde está tu límite

Reflexionar el WOD, no ir a lo loco y escalar el WOD en la medida de lo posible, son técnica muy buenas para entrenar con cabeza, claro, pero es esencial que sepas dónde está tu límite. Como ya he dicho, romper las series es una manera de conseguir más fuerza, pero también mucha más cabeza a la hora de entrenar. Pero, si hay algo que te hará entrenar con cabeza es saber dónde está tu límite y el límite del WOD. No siempre estamos al 100% y los entrenamientos de los días anteriores influyen muchísimo en la manera en la que vamos a entrenar ese día. Por eso, conocerse es una parte tan importante de novato a Crossfitter, porque te hace ver que, si se entrena con cabeza, todo es posible. No todo el mundo va igual de fuerte en los mismos ejercicios, por eso, no te ansíes cuando veas a compañeros que van más rápidos que tú. Apriétate, exígete pero SIEMPRE entrena con cabeza. El corazón que sea tu propulsor, claro, porque sin él no hay motivación, pero no te dejes llevar tanto como para sobrepasar tu límite. Es importante que siempre –tanto cuando se es novato como Crossfitter- sepamos hasta dónde podemos llegar y dónde podemos dar. Yo, por ejemplo, voy muy jodida en cardio y los WODs que implican mucha patata acaban conmigo. Sé que, por ejemplo, mis descansos van a ser más largos que los de otros compañeros pero podré hacer más reps ya que tengo más aguante con el peso. Es todo cuestión de cabeza y estrategia.

Técnica, técnica y más técnica

Creo que ya os lo he dicho: NUNCA DEJÉIS DE LADO LA TÉCNICA. Lo creáis o no, hacer bien el ejercicio es lo que hará que no acabéis muertos a los dos minutos. Sí, parece una chorrada, porque muchos creen que van más rápidos cuando no hacen bien el ejercicio, pero lo cierto es que los músculos se sobrecargan mucho más y más rápido. Tened en cuenta que la realización del ejercicio se hace así por algo y ese algo, además de para no lesionarte, es para que saques y mejores tu rendimiento. Aunque el timer te apriete, tus compañeros vayan más rápidos que tú y creas que no importa, la técnica es lo ÚNICO de lo que debes preocuparte. Recuerda que la técnica no solo sirve para aumentar pesos, sino para ganar resistencia al mismo tiempo que fuerza y, también, para ayudarte a conseguir que vayas más velocidad. Nunca se te ocurra descuidar la técnica, es lo único que te hará seguir hacia delante y mejorar como Crossfitter. Si no quieres liarla, entrena con cabeza y recuerda la técnica.

Recuerda que ir a entrenar tiene que ser una pasión, no una obligación –aunque muchos días lo sea-, pero sobre todo recuerda que en Crossfit, lo más importante es disfrutar de todos los ejercicios que toquen ese día, te gusten más o menos. Por eso, entrena con cabeza y, ¡¡DISFRUTA, HOSTIA!!


Zorranbrokn

Una chica más hablando de CrossFit y de todo lo que ello conlleva. Aunque un poco cruel y algo zorra, pero con amor. Always

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

1 + seis =